DocumentaMadrid- Día 2

DES HOMMES ET DE LA GUERRE (Of Men and War, Laurent Bécue-Renard, 2014)- “I still can´t get used to the way I am”

Con precedentes como la inquietante Hell and Back Again (Danfung Dennis, 2013) o el corto ganador de un Oscar Crisis Hotline: Veterans Press 1, la no ficción confirma su interés y su apuesta por el reconocimiento de un problema que aún sigue de merecer la suficiente atención para la Administración estadounidense: la cuestión de los veteranos. Lejos de presentar su realidad como extrema o aislada, Des hommes et de la guerre (segunda parte de una trilogía) se cuela dentro de un centro de transición en el que los soldados intentan asumir y superar el horror y las atrocidades que cometieron durante su servicio en Iraq antes de poder reintegrarse en la vida ordinaria.  Con una realización que concede todo el protagonista a los ex-combatientes, escenas (y discusiones) familiares se combinan con sesiones de terapia y fragmentos de la convivencia en el centro, construyendo un complejo panorama emocional en el que tensiones y frustraciones salen a la luz: los actos más terribles se confiesan ante compañeros (y, por tanto, el mundo) y los temores por no poder alcanzar la serenidad y una vida familiar de comprensión y amor salen a la superficie, convirtiendo a estos fornidos soldados en una sombra de lo que quieren ser y de lo que algún día soñaron que serían. Sin entrar a valorar si su sacrificio valió la pena en términos políticos y sociales, el documental, que peca de una duración un tanto excesiva, resulta un complejo estudio psicológico de una generación de hombres cuyos actos y creencias les han convertido en una sombra de lo que fueron.

GAME OVER (Alba Sotorra, 2015)- “No soy un tío normal, nunca lo he sido”

Frente a los terribles efectos provocados a nivel humano por una guerra real que se muestran en Des hommes et de la guerre, Game Over muestra una guerra distinta, una guerra casi de mentira. El protagonista del documental, Djalal Banchs, es un joven que encuentra en la creación y divulgación de Lord_Sex, su avatar en Internet, su forma de evasión y casi de relación con un mundo que lo rodea y al que no parece prestarle atención. Apasionado por el mundo de las armas y de los videojuegos, Djalal lleva su fantasía a un nuevo nivel cuando, casi en un acto de prueba y de desafío paterno, se alista en el Ejército y se va a servir a Afganistán; sin embargo, allí Djalal comprueba que, a pesar de los combates, el terreno y las experiencias reales y rutinarias no le aportan ni la acción ni la adrenalina que esperaba. El documental de Sotorra se centra en mostrar de una manera natural y con un tratamiento que no se pierde en frivolizar o exagerar al protagonista, cómo Djalal, que a su vuelta se encuentra con el divorcio (anunciado) de sus padres y la pérdida de la casa familiar, no sabe afrontar la necesidad de comenzar una nueva etapa en su vida. Acompañando a la familia en las reuniones (y enfrentamientos) y a Djalal y a su novia en su día a día, Game Over resulta un retrato certero acerca de la pérdida, la necesidad de referentes y la búsqueda de la identidad y de un futuro en un contexto en el que la experiencia vicaria consigue excluir casi la necesidad de vivir una vida real.

FOREVER (Heddy Honigmann, 2006)- “La muerte está en todas partes menos aquí”

En el parisino cementerio de Père-Lachaise personas anónimas descansan eternamente junto a otros vecinos más ilustres que, aun después de fallecidos, siguen atrayendo la atención y el respeto de numerosos admiradores. Transitando entre los rincones más conocidos y también los más olvidados del cementerio, Honigmann se detiene a conversar con la gente que visita las tumbas para conocer sus historias y sus motivaciones, creando una historia paralela del lugar en la que lo humano (las tragedias personales, los sueños cumplidos o la ausencia de los seres queridos) se funde con la idea de la perdurabilidad de la vida y del arte, y la certeza de que lo que hayamos conseguido crear y transmitir será lo único que nos sobreviva. Al margen de recorridos, de lápidas o de inscripciones grabadas, eso es lo que perdurará en Forever.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: