Sound City: Real to Reel (Dave Grohl, 2013)

SOUND CITY- VIERNESDOCUMENTAL.COM

“Todo empezó porque quería contar la historia de la consola, y la conversación se convirtió en algo mucho más grande”

Sin duda, esta frase pronunciada por Dave Grohl define perfectamente Sound City: Real to Reel, el documental de estreno que hoy ocupa nuestra cobertura del Filmin Music Festival.
El objetivo primario del documental comienza siendo claro: recuperar la historia del mítico estudio de grabación y de su consola Neve, responsable (por su gran calidad de sonido) de gran parte de las carreras de los músicos que pasaron por Sound City y que, casi 50 años después de su fabricación, promete aún ser testigo fiel del futuro de la música rock. Sin embargo, a través de intentar reconstruir el pasado, presente y futuro de la Neve, lo que comienza como un homenaje acaba por convertirse en un tributo a la música, a la creación compartida, a la experiencia y a la música en vivo.

En la primera parte del documental, un Grohl conmovido al enterarse del cierre del lugar al que le debe su carrera musical (en los estudios se grabó Nevermind- Nirvana, 1991), entrevista a todos los que pasaron y dejaron su huella en Sound City: trabajadores y músicos comparten anécdotas sobre su buen ambiente, lo asqueroso del lugar y, sobre todo, el poderoso sonido que allí conseguían para sus grabaciones.
Durante este repaso cronológico (que abarca desde sus inicios con los primeros éxitos de Fleetwood Mac a la decadencia de los ´80 y posterior resurgir en los ´90 gracias a Nirvana), se alude también a los cambios tecnológicos a los que el estudio tuvo que hacer frente, siendo la revolución digital el más definitivo de todos, con su obsesión por el sonido y la música electrónica (que exigía nuevos aparato para producirla y tratarla) y la llegada del Auto-Tune y del Pro Tools (que permitieron la aparición de una nueva generación de músicos independientes, la desaparición de los grandes estudios por los menores presupuestos requeridos y un cierto detrimento de la calidad profesional debido a las múltiples posibilidades de re-grabar y corregir). Estas nuevas tendencias cambiaron las modas musicales y abocaron, casi irremediablemente, al cierre de Sound City.
En este punto (cuando ya ha transcurrido casi la mitad del metraje, siguiendo el modelo narrativo de punto de giro tardío iniciado por Searching for Sugarman– Malik Bendjelloul, 2012), el documental cambia de tema de forma que la primera parte funciona casi como mcguffin de lo que sigue: Real to Reel. Este bloque, construido a partir del relato de Dave Grohl, muestra cómo el músico se hace con la consola Neve, la instala en su estudio de grabación y decide reunir a los grupos relacionados con Sound City para grabar un disco homenaje: comenzando casi como un making of de la grabación del disco, acaba convertido en un alegato en favor de las grabaciones analógicas y en vivo en las que en cada toma, fruto de la colaboración, se obtenía algo nuevo e irrepetible.

Así, si la primera parte está construida a partir de imágenes de archivo y entrevistas y centrada en la parte humana y de contribución a la historia musical de los estudios (en ellos se forjó la formación definitiva de Fleetwood Mac y se grabaron muchos de los discos más importantes del rock), la segunda parte es, narrativamente, la más interesante, ya que permite asistir a la creación en directo, a la toma de decisiones y a las sesiones de grabación, que casi demandan un documental propio.

En cuanto al montaje y a la puesta en escena, se evidencia la intención primaria de Grohl de realizar un documental cuidado y de calidad (como muestra, por ejemplo, la puesta en escena del comienzo y final que da un sentido circular al documental) sin ocultar los cambios posteriores del relato ni la tramoya que rodea las grabaciones (las cámaras, correcciones en zooms y panorámicas o los contraplanos de Dave Grohl entrevistando en la primera parte- planos que, a veces, desconciertan y sobran). Destaca también el uso de la música y de las canciones del disco, que suenan enteras utilizando un montaje casi de videoclip, y el fotomontaje musical que une los dos bloques de SC con demasiado sentimentalismo.

En conclusión, Sound City es una grata sorpresa porque abarca una gran cantidad de variantes dentro de los documentales musicales (historia, entrevistas, actuaciones, grabaciones…) y descubre para el gran público a Dave Grohl no sólo como músico, sino como figura de gran relevancia por méritos propios, sin necesidad de ahondar en historias personales o en su época en Nirvana.

souncity- viernesdocumental.com

FICHA TÉCNICA

Título original: Sound City
Año: 2013
Duración: 108 min.
Director: David Grohl
Guión: Mark Monroe
Fotografía: Kenny Stoff
Productora: Therapy Content / Roswell Films

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: